El tiempo en: Punta Umbría
Sábado 15/06/2024  
Publicidad Ai
Publicidad Ai

Conil

Inmaculada Sánchez sobre la Arteria Verde de Conil: “Debe primar el sentido común”

Y es que “está muy bien ir a proyectos grandilocuentes pero cuando te lo puedes costear. Hay que comprarse el coche que sea acorde con nuestras posibilidades"

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Inmaculada Sánchez

Inmaculada Sánchez, alcaldesa de Conil, nos ha explicado su visión sobre todo lo que sucede alrededor del controvertido proyecto de la Arteria Verde. “Nosotros, políticamente, entendemos que dotar de un solo sentido de circulación a una arteria principal como es la calle Rosa de los Vientos no es lo más acertado, cuando además llaman estudios realizados por parte del arquitecto municipal pero que no es un estudio de movilidad en sí y que confirme que no va a causar problemas en la misma”, explica.

Sánchez agrega que “entendemos que es una vía de nuestra localidad que se encuentra, al igual que otras muchas, en mal estado y que sí requiere un arreglo pero dotándola del doble sentido de la circulación”, por ello “elevamos a Pleno en diciembre un planteamiento sobre si el proyecto era susceptible de cambios, y si no fuese posible, pues desistir de esa subvención que iba a ocasionar gastos al pueblo de Conil”.

Aquí quiere explicar que “hablo de desistir de una subvención que entendíamos que no era la correcta o que no se había destinado al sitio correcto ya que quizás funcionase en otras zonas, pero en esa en concreto creemos que no porque conlleva eliminar aparcamientos, dotar más zonas verdes, algo positivo pero no para encajarlo con calzador en una arteria principal”.

Así, “para nosotros una cosa es renunciar a una subvención y otra es actuar como se ha venido actuando en muchas ocasiones como con este edificio de Servicios Sociales, que también se acogió a una subvención que no se pudo ejecutar en tiempo y forma, con lo que se perdió por el anterior equipo de Gobierno, costándole al pueblo más de un millón de euros”

Otros  ejemplos “son los aparcamientos de la Fontanilla que también se perdió y se tuvo que pagar a pulmón por los vecinos y vecinas”, al igual que “con el tema de la EDUSI y dos ejemplos muy claros como son Casa Cárcel y Antiguo Mercado de Abastos, obras subvencionadas que no se ejecutaron en tiempo y forma, ya que el plazo era el 31 de diciembre para finalizar las obras, lo que supone que lo que no esté ejecutado debemos pagarlo a pulmón por culpa de una mala planificación y proyección de distintas subvenciones”.

En cuanto a la Arteria Verde, la Junta ha contestado al acuerdo plenario de diciembre diciendo que se amplía el plazo que concluyó el 31 de diciembre de “una obra que hubiéramos tenido que iniciar en septiembre, con un plazo de seis meses, que no era acorde con la realidad de la misma. Y eso hubiese supuesto tener que abonarla desde el Ayuntamiento, algo que dada la situación económica que nos hemos encontrado no era posible”.

Pero “las inversiones debemos meditarlas mucho. Ahí está el Centro Cívico en el Recinto Ferial, que se proyectó con un coste que va a alcanzar los dos millones de euros y que ahora tenemos que buscar la manera de dotarla de financiación para finalizarla ya que se lleva gastado un millón de euros”.

En su opinión, “si hubiésemos tenido ese sentido común que a veces falta, se hubiera proyectado una caseta de recinto ferial, prefabricada, con un coste de doscientos mil euros y que ya hoy en día podríamos estar disfrutando, al tiempo que ahorraríamos en el alquiler de carpas cuando vienen los eventos”.

Y es que “está muy bien ir a proyectos grandilocuentes pero cuando te lo puedes costear.  Es decir, hay que comprarse el coche que sea acorde con nuestras posibilidades y eso hay que trasladarlo a las administraciones públicas”.

Pero retomando el tema “el 2 de abril la Junta contesta diciendo que se amplía el plazo hasta finales de 2025, que no caben cambios en el proyecto y que sí va a suponer un coste para el Ayuntamiento. Nosotros hemos pedido esa cuantificación y en base a ella decidiremos qué hacer”.

Por otro lado, “al pasado pleno se elevó una propuesta que salió aprobada que tiene un mandato de que se ejecute pues esa subvención tal y como está el proyecto”, pero “todo dependerá de la cuantía que debe asumir el Ayuntamiento, deberá primar el sentido común”.

Sánchez recuerda que “yo no he cambiado de opinión. Lo decía cuando estaba en la oposición y lo digo ahora. Yo me he mantenido firme siempre con ese proyecto porque entiendo que no podemos meter con calzador una subvención o un proyecto. Hay que actuar dentro de la sensatez” y “ahora que tengo la disposición de poder gobernar, no voy a actuar de una forma que no sea la que entiendo oportuna y creo que hay que tener los pies en el suelo”.

 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN